Atlas & Maps

Biografía de Galindo, Néstor (1830-1865)

0

 Poeta y político boliviano, nacido en Cochabamba en 1830 y fallecido en La Cantería en 1865. A pesar de su breve existencia -falleció, víctima de intrigas políticas, cuando sólo contaba treinta y cinco años de edad-, dejó escrita una interesante producción lírica que le convierte en el máximo exponente de la poesía romántica en las Letras bolivianas del siglo XIX.

Nacido en el seno de una familia inmersa en las luchas políticas y militares que sacudieron todo el subcontinente americano durante la primera mitad del siglo XIX -era hijo de León Galindo, un general colombiano a las órdenes de Simón Bolívar-, pronto se vio envuelto en las vicisitudes que había conocido desde niño alrededor de su padre, a quien acompañó al destierro en 1848, cuando sólo tenía dieciocho años. Ya por aquel entonces había dado muestras de poseer una natural inclinación hacia el estudio de las humanidades y el cultivo de la creación literaria, saberes en los que se fue formando durante ese período de destierro que le llevó a vivir, sucesivamente, en Lima y Tacna (Perú) y en Valparaíso (Chile).

Su regreso a Bolivia tuvo lugar en 1851, año en el que se dio a conocer en los foros artísticos e intelectuales de su ciudad natal merced a la fundación de una prestigiosa publicación cultural, la Revista de Cochabamba, en la que comenzaron a aparecer algunos de sus primeros poemas. Consagrado, muy pronto, como una de las voces más representativas de la nueva poesía romántica que comenzaban a cultivar algunos jóvenes del país, en 1855 volvió a sufrir pena de destierro a raíz de la corona fúnebre que escribió, en verso, para uno de los enemigos del gobierno del general Manuel Isidoro Belzú, quien, desde que fuera víctima de un intento de asesinato en 1850, había desatado una feroz persecución contra todos sus adversarios políticos. Pero el inmediato derrocamiento de Belzú, acaecido durante aquel mismo año de 1855, permitió a Néstor Galindo regresar muy pronto a su nación, donde pronto abordó la tarea de recopilar en un volumen buena parte de la producción poética que, hasta entonces -y como era práctica habitual en casi todos los vates de la época- había ido dejando dispersa entre las páginas de numerosas publicaciones de los tres países en los que había residido (Bolivia, Perú y Chile).

Fue así como vio la luz, a mediados de los años cincuenta, la única recopilación impresa de las composiciones románticas de Néstor Galindo, publicadas bajo el elocuente título de Lágrimas (Cochabamba: Imprenta de Quevedo y Cía, 1856). En este volumen se recogen los ciento treinta y cinco poemas que, en la actualidad, configuran su obra conocida, todos ellos característicos del espíritu romántico y claramente influidos por la lírica de lord Byron. El poeta romántico inglés fue uno de los autores más leídos y admirados por el escritor de Cochabamba, quien, deslumbrado por sus versos, llegó a traducir al castellano su célebre composición autobiográfica “Childe Harold” (1812-1818).

En la estela de casi todos los poetas de su tiempo, Néstor Galindo fue autor de unos versos tan tópicos como mediocres, plagados de unos excesos sentimentales y unos lamentos fúnebres que, desde la perspectiva actual, pueden contemplarse más como una intensificación paródica de los gustos románticos que como el sincero -bien es verdad que torpe- ejercicio de vocación poética que pretendían ser. El dolor, el pesimismo, la interpretación fatídica de la existencia, la constante necesidad de exhibir el estado de ánimo del poeta y su elocuente afán de confesarse ante el lector hacen de estos poemas de Néstor Galindo un producto indigesto para cualquiera que lo consuma una vez rebasada su fecha de caducidad (es decir, ya han quedado definitivamente arrinconados los exagerados gustos románticos de su tiempo); sin embargo, desde la perspectiva crítica presentan el indudable valor histórico de mostrar, por un lado, la implantación en el subcontinente americano de una estética y una ideología plenamente acorde con el paradigma romántico europeo; y, por otro lado, la figura de un hombre comprometido con unos ideales de justicia y libertad que llegaron a costarle la vida.

En efecto, su enconada porfía en pro de las libertades públicas y de la defensa del derecho constitucional (plasmada en algunos de sus más famosos poemas, como el titulado “El proscrito”) hicieron de Néstor Galindo un abanderado de la lucha sostenida por artistas e intelectuales contra la crueldad de la tiranía. Como tantos otros autores de su época, el escritor de Cochabamba puso su pluma al servicio de sus ideas políticas y se convirtió en uno de los más firmes opositores al régimen dictatorial del presidente Mariano Melgarejo (1864-1871), quien, además de poner en práctica una política favorable a las grandes oligarquías terratenientes y mineras del país, dictó varios decretos que vinieron a privar de sus escasas posesiones a la población indígena del país. Néstor Galindo se unió, pues, a las filas de los constitucionalistas que presentaron batalla a las tropas de Melgarejo, lo que le llevó en 1855 a ser hecho prisionero por parte del ejército del dictador, quien decretó el inmediato fusilamiento del poeta y sus correligionarios.

Bibliografía

AMUNÁTEGUI, Miguel Luis y Gregorio Víctor: “D. Néstor Galindo”, en Juicio Crítico de algunos poetas hispano-americanos, Valparaíso [Chile]: [s.p.i.], 1881, pp. 78-90.
MORENO, Gabriel René: Bibliografía de D. Néstor Galindo, Santiago de Chile: Estrella, 1868.
—: “Néstor Galindo”, en Estudios de literatura boliviana, La Paz: Biblioteca del Sesquicentenario de la República, 1975, pp. 153-207.

Temas relacionados

Bolivia: Literatura.

J. R. Fernández de Cano.

d

GALINDO, NÉSTOR (1830-1865)

Fuente: Britannica

So, what do you think ?